Asistencia al Viajero: El caso de la mujer enferma en un crucero reaviva debate sobre coberturas médicas

Hace pocos días ocurrió el caso de Ana María Arroyos, una mujer argentina que estaba de vacaciones en Miami, junto a su hija menor, Celeste. Allí, abordaron un crucero de la empresa Norwegian Cruise. La pesadilla de esta turista se inició al sufrir “fuertes dolores abdominales” y fuera diagnosticada con un cuadro de “gastroenteritis aguda”. En la embarcación le dieron pastillas y pañales, afirma una nota del portal web iProfesional.

Ante la persistencia del malestar, el capitán del barco consideró que la mujer y su hija debían descender en la primera parada, en Kingston, Jamaica, para recibir una mejor atención. La internación en Jamaica se transformó en un hecho inafrontable para la familia. Debido a que implicó un gasto alrededor de u$s4.000 por día, lo que hizo cerrar la cuenta en aproximadamente u$s70.000.

De ese monto, el seguro sólo cubrió u$s20.000, por lo que los allegados deberán afrontar los u$s50.000 restantes.

“Assist Card decidió hacerse cargo del vuelo y nosotros de la internación en Jamaica,porque estaba previsto que esté internada no menos de 15 días”, dijo Guillermo Baqué, esposo de la mujer.

El drama de Ana María podría ser el de cualquier argentino y, tal como indicó a iProfesional, Claudio Belocopitt, presidente de Swiss Medical, “este caso sirve para tomar dimensión de los costos de la salud. La gente tiene que estudiar este tema antes de viajar para no tener sorpresas, porque se pueden producir gastos durante el viaje que luego se vuelven imposibles de cubrir”, aseguró.

Tomando este caso como referencia, los expertos dan cuenta de algunos reparos que deben ser contemplados a la hora de planificar un viaje.

En principio, es preciso que la prestación contratada se extienda a lo largo de toda la estadía y, si es posible, conviene sumar algunos días extra por si la permanencia en el país visitado se prolonga.

Es importante destacar que, según informaron desde Assist Card, Ana María decidió aprovechar la cobertura que le proveía su tarjeta de crédito. Es una práctica habitual de los bancos y de las empresas de medicina prepaga ofrecer este beneficio dentro de sus planes.

Sin embargo, suele suceder que el monto de la cobertura ofrecido de manera gratuita para sus clientes es bajo, dado que no supera los u$s15.000 de asistencia médica, que es lo que cuesta un sólo día de internación en países como Estados Unidos. De esta forma, es recomendable que quienes vayan a cruzar la frontera analicen la contratación de un adicional.

Por otra parte, los especialistas señalan que una cobertura completa implica contar con un monto ilimitado que pueda ser destinado no sólo a emergencias de salud, sino a asesoría y ayuda legal, a la indemnización en caso de pérdida de equipaje y a la repatriación de restos en caso de fallecimiento.

Otro aspecto a tener en cuenta es la presencia de la aseguradora en el país que se desea visitar, ya que si la compañía cuenta con representación legal en el destino, el viajero podrá mantener una comunicación inmediata y eficaz ante una emergencia.

También se debe prestar suma atención a las especificaciones de lo que se contrata. Por ejemplo, no es lo mismo un seguro de viaje que un servicio de asistencia al viajero.

Cada cobertura tiene un límite de gastos y reembolsos, que por lo general varían según cada empresa aseguradora y el tipo de plan contratado, como así también por viaje y tipo de beneficiario como por ejemplo: gastos médicos, hospitalarios o farmacéuticos, ontológicos y medicamentos, traslado sanitario y/o de menores, prolongación de estadía, repatriación o traslado por fallecimiento, gastos de transporte y estadía para un familiar, asistencia jurídica, transmisión de mensajes urgentes, entre otros.

Por lo general, las empresas ofrecen diferentes tipos de cobertura con precios variados, de acuerdo al monto que se desea cubrir.

El referido a la asistencia médica en caso de accidente o enfermedad puede ir de u$s30.000 a u$s60.000, medicamentos de u$s500 a u$s1.000 y odontología de u$s250 a u$s500.

Para inconvenientes menores como la compensación por pérdida de equipaje, hotel por convalecencia u hospedaje para un familiar acompañante, se destinarán u$s500.

El costo de la contratación varía de acuerdo al lugar al que se pretende ir y la edad de los asegurados, entre otros requisitos que quedan a discreción de la compañía.

Fuente: 100% seguro

Recent Posts

Start typing and press Enter to search